¿Por qué tiembla mi perro? Causas

Cuando tu perro presenta temblores, se trata de un signo que no es específico de una edad determinada ni de una raza determinada. Entre las causas más comunes de los temblores en perros se encuentran situaciones de ansiedad o agitación, temores o descenso de la temperatura corporal.

Tu perro tiembla como respuesta a un estímulo externo pero también puede que lo haga como síntoma de una patología, por sensación de dolor o por una intoxicación. Es importante poder distinguir algunas de las causas de los temblores para determinar la gravedad de la situación y poder actuar en consecuencia. Por eso, en este artículo titulado “Temblores perro: ¿qué los produce?” te ayudamos a descifrar por qué puede estar tu perro tiritando.

 

TEMBLORES PERRO: ¿A QUÉ NOS REFERIMOS?

Un temblor se define como un movimiento involuntario anormal que se caracteriza por oscilaciones rítmicas.Estos temblores pueden afectar a todo el cuerpo o a tan solo una parte, por ejemplo la cabeza. 

 

CAUSAS DE LOS TEMBLORES PERRO

Cada tipo de temblor en perros puede venir de una enfermedad o de otra. Algunas causas se dan con mayor frecuencia:

 

Hipotermia

Un ambiente excesivamente frío durante un tiempo prolongado puede causar que la temperatura de tu perro (normalmente a unos 38ºC) baje drásticamente, comprometiendo sus funciones vitales. El efecto adverso de una medicación también puede ser la causante de que la temperatura de tu perro disminuya.

En cuanto a los síntomas, si tu perro sufre hipotermia leve empezará con los temblores generalizados (movimientos musculares para generar calor intrínseco) y es importante aportar focos de calor o algo para cubrirle el cuerpo. Cuando los músculos se agotan los temblores terminan y  en caso de no poder tratar este primer estadio de hipotermia tu perro puede empezar a presentar signos de letargia, somnolencia, en ese caso sus órganos vitales pueden estar empezando a estar afectados y el tratamiento veterinario debe ser inmediato. 

Fiebre

Con una temperatura en su cuerpo de más de 39ºC, hablamos de fiebre y en esta circunstancia de hipertermia se pueden producir temblores en perros debido a su malestar general. La fiebre nos alerta de que existe una causa subyacente de tipo vírico o de alguna enfermedad que pueda ocurrir. Acude al veterinario para que evalúe a tu perro y podáis hacer que le baje la fiebre.

 

Hipoglucemia

La hipoglucemia es otra de las causas de los temblores en perros. No obstante, si tu perro tiene, de repente, una bajada del nivel de azúcar en sangre estamos ante un síntoma de que algo no está funcionando bien a nivel metabólico.

Si tu perro presenta síntomas de hipoglucemia como letargia, síncopes o gastrointestinales que acompañan los temblores es importante acudir a tu veterinario para descartar problemas como la diabetes o de absorción intestinal entre otros.

Temblores en la fase REM del sueño

Un sueño muy profundo es causa de temblores en perros, sobre todo en sus patitas. Es algo común y normal que no debe preocuparnos.

 

Exceso de ejercicio

Los temblores en el perro derivados por haber hecho una excesiva cantidad de movimiento físico tampoco son síntoma de enfermedad. Si persiste en el tiempo, sin embargo, es importante acudir al veterinario para descartar lesión. Ahora bien, si tu perro se cansa en exceso después de vuestras salidas a correr etc, valora adaptar el nivel de esfuerzo a sus características y estado físico.

 

Los temblores en perros por dolor

En cuadros de artrosis y problemas articulares, tu perro presentará un dolor más o menos agudo y frecuente según el progreso de esta dolencia. Los temblores en perros por dolor también pueden tener muchas otras causas, por lo que es importante poder determinar la raíz del problema y que el veterinario pueda decidir si le puede administrar algún analgésico o antiinflamatorio.

 

Intoxicación

Agentes químicos en el ambiente o medicamentos suministrados pueden ser la causa de una intoxicación en tu perro. Ante la más mínima sospecha, acude al veterinario.

 

Traumas y fobias

Los temblores en tu perro pueden ser un reflejo del estrés ante una situación que no sabe cómo gestionar. Miedos y fobias pueden estar actuando como causa comportamental en este caso y la ayuda de un etólogo o especialista en comportamiento canino puede ser muy beneficioso.

 

Problemas neurológicos

Cuando todas las causas anteriores han sido descartadas y nuestro perro sigue teniendo episodios de temblores de forma recurrente, debemos considerar que el problema sea de carácter neurológico y la investigación veterinaria es imperativa.

Si los temblores se agudizan cuando el perro intenta comer o beber (temblores de intención) puede ser un signo de alteración neurológica. En ese caso (y en todos en general), es muy útil intentar grabar un video de estos episodios para poder enseñar al veterinario y que tenga una idea más clara de lo que está sucediendo a nuestro perro.

Mar Campmany
Cirugía

Artículos que te
pueden interesar