¿Los perros pueden tener piojos?

Puede que hayas oído hablar de que los perros también pueden tener piojos y, si eso es cierto, tal vez te preguntes si el tuyo puede pasártelos a ti o a tu familia. En este artículo hablaremos de los piojos en perros, si pueden pegárnoslos y qué hacer para acabar con estos parásitos tan molestos.

REALMENTE, ¿LOS PERROS PUEDEN TENER PIOJOS?

La respuesta es sí, los perros pueden tener piojos. Pero si te preocupa que pueda pasártelos a ti o algún miembro de tu familia, no tiene por qué, ya que los piojos de los perros solo pueden afectarles a ellos

Existen muchas especies de piojos y cada una suele estar adaptada a la especie que parasita. Aunque las características de la piel, sangre y temperatura pueden ser parecidas entre nosotros, hay diferencias. Por ejemplo, nuestra temperatura varía entre los 36 y los 37 grados, mientras que la de los perros va de los 38 a los 39. Esos dos grados de diferencia suponen un gran cambio para un piojo. Por eso, los piojos de los humanos tampoco son un peligro para los perros.  

¿QUÉ TIPO DE PIOJOS AFECTAN A LOS PERROS?

En general, estos seres miden entre dos y tres milímetros y no tienen alas. En Europa, los piojos en perros son principalmente de dos especies:

  • Trichodectes canis: un piojo que se alimenta de restos de piel, secreciones o sangre de alguna herida. Al igual que las pulgas, cuando los perros los tragan al mordisquearse, pueden transmitirles un parásito intestinal que puede provocarles picor en la zona anal.

  • Linognathus setosus: un piojo picador que se alimenta de sangre. Si un perro tiene muchos, pueden provocarle anemia.

Estos piojos son de color marrón claro y suelen encontrarse sobre todo detrás de las orejas y en la cabeza, cuello y lomo. Las hembras ponen huevos blancos, llamados liendres, que se quedan adheridos cerca de la raíz del pelo y son algo difíciles de despegar.

¿QUÉ SÍNTOMAS PUEDE MOSTRAR MI PERRO SI TIENE PIOJOS?

Aunque los perros pueden tener piojos, estos son parásitos poco comunes. De todos modos, no está demás conocer los síntomas que provocan por si tu compañero se ve expuesto a ellos.

El contagio puede darse en lugares con muchos perros, como protectoras, criaderos o guarderías caninas. Los piojos no pueden volar, pero se contagian de un animal a otro a través de las camas, alfombras o cepillos. Y también pueden aparecer en animales que han estado abandonados.

Los piojos provocan un picor muy intenso y molesto, y sus síntomas están relacionados con las molestias que esto causa a los perros:

  • null

     

     

    Se rascan y se frotan sobre las superficies.

     

  • Sufren infecciones en la piel y otros problemas por el rascado.

  •  Su pelo tiene mal aspecto y a veces se les cae en algunas zonas.

  • null

     

     

     Pueden sufrir anemia.

     

  • Pueden estar intranquilos y nerviosos.

Muchas de las pipetas que se usan contra pulgas, son efectivas también contra los piojos.

SI LOS PERROS PUEDEN TENER PIOJOS, ¿CÓMO TRATARLOS?

Teniendo en cuenta que los perros pueden tener piojos, pero que estos son de diferente especie que los que afectan a los humanos, los productos que usamos en personas no son efectivos con ellos y viceversa. Además, tus productos podrían resultar peligrosos para tu compañero.

Si tu perro tiene piojos, estos son algunos consejos sobre cómo tratar el problema:

  • Muchas de las pipetas que se usan contra pulgas, son efectivas también contra los piojos. Ante cualquier duda, consulta con tu veterinario para que te recomiende el mejor producto. 

  • Las liendres pueden ser resistentes al tratamiento y puede hacer falta repetirlo en diez o quince días.

  • Es necesario lavar las camas y las superficies que han estado en contacto con el perro, incluidos cepillos y peines.

  • null

     

     

    Debes cepillar a tu compañero para eliminar las liendres y bañarlo. Cortar el pelo también puede ayudar a eliminarlas.

     

¿ES POSIBLE EL CONTAGIO DE PIOJOS DE PERRO A HUMANO O AL REVÉS?

Si bien es cierto que este tipo de parásitos son más comunes en humanos, sobre todo durante la infancia, la especie de piojo que afecta a tu perro no es la misma que la que afecta a un humano, por lo tanto, un perro jamás podrá contagiar a un humano y viceversa

CÓMO PREVENIR EL CONTAGIO DE PIOJOS ENTRE PERROS Y HUMANOS

Al igual que las personas, su manera de transmisión es mediante:

  • El contacto físico directo con otro animal infestado.

  • O bien, por compartir cama, juguetes, cepillo...

Por lo tanto, habrá que tener en cuenta estos dos puntos para así poder evitar o prevenir el contagio.

Ya ves que sí, los perros pueden tener piojos. Estos no son contagiosos para las personas ni las otras especies, pero sí para otros perros. Tampoco debes preocuparte si él ha estado en contacto con algún niño que tuviese piojos, ya que no se los puede pegar.

Sea como sea, lo recomendable es desparasitar a tu perro regularmente y, si sospechas que puede tener piojos o sabes que los tiene o ha tenido y notas cualquier otro síntoma, no dudes en consultar a tu veterinario.

Artículos que te
pueden interesar